viernes, 9 de marzo de 2007

CIUDADANOS EN EUSKADI

En unos tiempos en que la política se manifiesta en la sustitución del pueblo por ese icono moderno que se llaman las encuestas y en la conversión de los ciudadanos en una informe masa de simples votantes de los partidos clásicos, la reciente presencia de Albert Rivera en San Sebastián ha constituido una verdadera bocanada de aire fresco.
La semana del retorno a la actividad después de las Navidades debía haberse convertido en la semana de la generosidad y la unidad contra el terrorismo, en lugar de eso lo ha sido la semana de la cicatería y del lamentable marcaje político. En esa misma semana cuando el Presidente de Ciutadans desgranaba las verdades del barquero de la vieja política en España, sentado junto a dos socialistas, compañeros de lucha por la libertad, Maite Pagazaurtundua y Nico Gutiérrez, y después de saludar a otros compañeros -Rosa Díez, "Matu", Rubén Múgica, Ignacio Latierro y otros tantos- volvía mi imaginación veinticinco, treinta años atrás, y pensaba, ¿por qué cosas luchábamos en realidad entonces muchos de los que estábamos allí? o dicho en términos quizás más floridos: "Oú est la maison ou j'ai grandi?", que cantaba también hace mucho Françoise Hardy.
Y la voz joven de Rivera respondía a mi pregunta: la democracia.interna en los partidos, la participación de los afiliados en las decisiones de sus organizaciones políticas y un país de ciudadanos y no de borregos -como apuntaba Savater en la presentación de ese mismo acto-. Es decir, la libertad; esa era la casa común por la que combatíamos muchos de los que nos congregábamos allí y que hoy apenas existe, enterrada bajo paletadas de tierra que se llaman nacionalismos de "derechos colectivos" o partidos entregados a la adoración de las encuestas y olvidados de las soluciones a los problemas.
Y Rivera nos explicaba del uso de Internet para facilitar esa participación, la utilización del referendum para la toma de decisiones -sí o no a la energía nuclear, por ejemplo-, la formulación de debates que hoy forman el elenco de los tabúes o de lo políticamente inconveniente. Todo ello desde un nuevo "slogan" de la nueva política y que se resume en sólo dos palabras: sin complejos.
En el María Cristina era la nostalgia, pero era también la rebeldía la que asomaba a través de las rendijas de sueños de libertad que afluían con mis recuerdos de hace veinticinco, treinta años, cuando todavía éramos jóvenes y nos creíamos -¡ay!- dueños absolutos de nuestros destinos.
Recordaba entonces los versos de Jaime Gil de Biedma: “Nosotros, los de entonces, ya no somos los mismos/Aunque a veces nos gusta una canción”. Y en el silencio del coche, conducido por mi escolta, suenas las ideas de Albert Rivera como un tiroteo de balas de oxígeno, y me pregunto ahora: ¿Por qué no?

11 comentarios:

Amania dijo...

Hola Fernando,

Leí tu artículo en la prensa, y me gusta tu planteamiento, te veo rejuvenecido políticamente.
Por cierto, os invito a visitar el blog de Felicidad Olaizola.
http://www.felicidadolaizola.com/

nuria dijo...

En este articulo que publicas, demuestras lo liberal que eres politicamente, ya sabes que es una de las cosas que más admiro de ti.. eres muy coherente, respetuoso y muy demócrata..
Me gusta que hayas hecho el blog...
Te seguiré leyendo, no lo dudes..

Nuria

silvia garcia dijo...

ya me gusta Fernando , la idea es volver a emprezar( recomenzar) es encesario , absolutamente necesario. A veces en el principio esta la respuesta. Todo eso sin ir a Roma esta vez. Un beso y Feliz dia del padre

El blog de Fernando Maura dijo...

Hola Amania,
me alegro mucho de tu comentario. A pesar de los años es verdad que me encuentro en un momento de "aggiornamiento" político.
Yo también seguiré ese "blog" y haré mis comentarios.

El blog de Fernando Maura dijo...

Hola Nuria,
me alegro de recibir noticias tuyas y que te parezca todo lo que dices. Sigue leyendo lo que escribo y dándome tus comentarios.

El blog de Fernando Maura dijo...

Hola Silvia,
gacias por tu apoyo y comentario. Espero que te siga gustando lo que escribo. Y si no es así que me lo digas.

El blog de Fernando Maura dijo...

Querdio Alfredo,
como ves he recibido tu comentario. Estoy muy de acuerdo contigo en la dificultad y la grandeza del momento que estamos viviendo. Acuerdo que no es extraño después de nuestras conversaciones al respecto. Te confieso que lo de "Mad Max" me lo he apropiado de una de esas charlas "garozianas". Abrazos.

El blog de Fernando Maura dijo...

Querdio Alfredo,
como ves he recibido tu comentario. Estoy muy de acuerdo contigo en la dificultad y la grandeza del momento que estamos viviendo. Acuerdo que no es extraño después de nuestras conversaciones al respecto. Te confieso que lo de "Mad Max" me lo he apropiado de una de esas charlas "garozianas". Abrazos.

El blog de Fernando Maura dijo...

Querido Ignacio,
muchas gracias por tu comentario. Creo que ahora hace falta algo más que conservadurismo ecolótgico. Es necesario hacer algo más. Ese es el reto. Abrazos.

El blog de Fernando Maura dijo...

Querido tocayo,
gracias por el comentario. Espero que el artículo no te haya parecido "apocalíptico", pero es que la situación a medio plazo no resulta demasiado halagüeña.Seguiremos en contacto. Abrazos.

El blog de Fernando Maura dijo...

Querida Nuria,
como ves he podidio leer tu comentario sobre mi artículo ecologista. Gracias por el ánimo. Ahora voy a ver si encuentro el otro que me dices. Besos.